Ajo y perejil

El ajo y el perejil se caracterizan por tener propiedades antihipertensivas y es importante destacar que ambos actúan en diferentes lugares, potenciando su acción.

El ajo actúa mediante la dilatación de los vasos sanguíneos y el perejil mediante el aumento de la eliminación de sodio en la orina.

ajo y perejil

Juntos son un tratamiento efectivo para el control de la tensión arterial. Adicionalmente tiene propiedades cardioprotectoras, ya que ayuda al control del colesterol y propiedades antiplaquetarias.

La dosis recomendada de Ajo+Perejil es de 1 a 3 cápsulas de 100 mg diarias.

Ajo

El ajo contiene aproximadamente un 1% de aliina (que le da el olor característico), un sulfóxido de la cisteína, que por acción de la enzima aliinasa se convierte en alicina. Existen otros compuestos importantes, entre ellos el ajoeno, flavonoides, (apigenina, quercetina y miricetina), saponinas, aminoácidos, vitaminas A B1 y C, cobre, hierro, zinc, calcio, potasio y aluminio.

La aliina no tiene actividad farmacológica en su estado natural, por lo que necesita diferentes procesos como la fermentación, para obtener la alcina que es su forma activa. (1, 2, 3).
Se ha descubierto que la alcina tiene propiedades para controlar la hipertensión.

Preparaciones de alcina disminuyen la presión diastólica, pero aparentemente no tienen efecto significativo sobre la presión sistólica. El ajo tiene un efecto cronotrópico (efecto sobre la frecuencia cardiaca) negativo y acción inotrópica (fuerza de contracción cardiaca) e induce la dilatación de los vasos coronarios, estas acciones se han atribuido a la presencia del metilaltrisulfuro.

Tiene propiedades antioxidantes, ya que aumenta los niveles de catalasa y glutatión peroxidasa sanguíneas, se han encontrado cinco compuestos sulfurados que inhiben la peroxidación lipídica del hígado y la alcina tiene un efecto que bloquea la biosíntesis de colesterol al reaccionar con grupos sulfhidrilos.

Estudios han demostrado que los extractos de ajo disminuyen de 10 a 50 mmHg (milímetros de mercurio en perros, además se ha constatado recientemente un mecanismo del ajo para reducir la presión arterial y es la actividad sobre los potenciales de acción del músculo liso de los vasos sanguíneos, que causan una hiperpolarización de la membrana a través de los canales de potasio, que resultan en vasodilatación secundario al cierre de los canales de calcio.

Otro mecanismo es la capacidad de inhibir la enzima convertidora de angiotensina I, evitando así la cascada de vasoconstricción generada por la angiotensina II. El aceite de ajo inhibe la función plaquetaria, probablemente al interferir con la síntesis de tromboxano.

El compuesto metilalitrisulfuro (MATS( es el responsable de inhibir la agregación plaquetaria y su forma purificada inhibe la agregación inducida por ADP a concentraciones bajas,  un compuesto llamado ajoeno, formado a partir de dos moléculas de alicina es un potente trombolítico y fibrinolítico, e inhibe la agregación plaquetaria independientemente del mecanismo de inducción.  (3, 5, 7, 8, 9, 10, 11, 12)

Perejil

La planta contiene flavonoides, cumarinas, furanocumarinas, carotenoides, tocoferol, ácido ascórbico, compuestos volátiles y sesquiterpenos. El aceite esencial contiene miristicina, apil-alfa y gama, beta-pineno y otros terpenos. (17)

El perejil se caracteriza principalmente por su actividad como diurético. Incrementa la diuresis por inhibición de la bomba de Na+/K+-AT, lo que disminuye la reabsorción de Na/H2O a nivel tubular, por lo que favorece la excreción de sodio y agua, sin embargo incrementa la reabsorción de potasio.

Este mecanismo ha demostrado un control sobre la tensión. Otros estudios proponen que el perejil tiene actividad anti-hipertensiva mediante la acción cronotrópica e inotrópica negativa, que puede ser mediado por la actividad colinérgica.

Se ha observado que el perejil tiene actividades hipolgicemiante, hepatoprotectora, cardioprotectora, antiagregante plaquetaria, antioxidante y puede disminuir la secreción gástrica y el índice de ulceración gástrica en ratas. (15, 16, 17, 18).

Efectos adversos

Hipersensibilidad a los componentes del medicamento, flatulencias, cefaleas, gastritis, salivación, insomnio, irritación a nivel de boca, mialgias, fatiga, vértigo, disminución en los valores de hematocrito, viscosidad plasmática y cálculos renales. (2, 5, 6, 7)

Contraindicaciones y advertencias

Se debe evitar el uso en pacientes con desórdenes hemorrágicos, debido al efecto antiplaquetario y fibrinolíticos del ajo y el perejil, no se recomienda la administración en insuficiencia renal, embarazo o lactancia. El uso excesivo puede causar neuritis o aborto, daños hepáticos, renales y hemorragias. (5, 7, 14).

Toxicidad

Estudios toxicológicos y clínicos del ajo no han mostrado efectos tóxicos considerables  (diarrea por sobredosis), el aceite de perejil no debe de excederse en su consumo por el riesgo de toxicidad (2, 13).

Interacciones

Puede tener un efecto positivo sobre la actividad de medicamentos anticoagulantes (warfarina) y antiplaquetarios (ASA “aspirina) y sobre medicamentos antihipertensivos (4, 5, 7).

Bibliografía

1. Kubec R, Svobodova M, Velisek J (1999) “Gas Chromatographic determination of S-alk(en)ylcysteine sulfoxides” J. chromatogr. A, 862, 85-94

2. Amagase H, (2006) Clarifying the real bioactive constituents of garlic”, Journal Nutrition 136, 71

3. “The Lawrence Rview of Natural Products” 199.1995. Facts and Comparisons. Missouri U.S.A

4. Fugh-Berman A, (2000), “ Herb-drug Interactions”, Lancet 355, 134-138

5. “Physicianas Desk Reference for Herbal Medicines 2000”, 2 edicion. Medical Economics Company

6. Gorsky, T, “ The herbalist will see you now” (letters to the editor). BMJ 2000, 320:1142 IDIS No 446363

7. Bernad M, “Garlic: the miercale food?”, Can Pharm Jm 2001 134 (49): 28.-9 Idis No 465982

8. Lamn D, Rigs D, “The potencial applications of Allium sativum for treatment of bladder cáncer” Urol Clin North AM 2001m 27(1): 157-62

9. H.D.REUTER, “Allium sativum and Allium ursinum: Part 2 Pharmacology and Medicinal Application”, Phytomedicine Vol. 2 (1), pp. 73-91, 1995

10. Sosa, R “El poder medicinal de las plantas”, 1997. Asociacion publicadora Interamer. Inc

11. Blumenthal M, “Herbal medicine Expanded Commision E Monographs” American Botanical Council, 2000

12. Kunio Suetsuna, “Isolation and characterization of angiotensin I-converting enzyme inhibitor dipeptides derived from Allium sativum L (garlic)” J. Nutr. Biochem. 9:415– 419, 1998© Elsevier Science Inc.

13. Blumenthal M, Busse W, Goldberg A, “Therapeutic Guide to Herbal Medicines”,(1998) American Botanical Council, Integrative Medicine Communications, Boston, Mssachisetts, pp. 179

14. Lorenzi H,  Abreu Matos F, (2002) “Plantas Medicinais no Brasil Nativas e Exóticas”, Instituto Plantarum de Estudos da Flora Ltda, Nova Odessa pp 482-483}

15. C.I. Wright, L. Van-Buren, C.I. Kroner, M.M.G. Koning, “Herbal medicines as diuretics: A review of the scientific evidence”,  Journal of Ethnopharmacology 114 (2007) 1–31

16. S. Brankovic, S. Djosev, D. Kitic, M. Radenkovic, S. Veljkovic, M. Nesic, D. Pavlovic. Medical, “HYPOTENSIVE AND NEGATIVE CHRONOTROPIC AND INOTROPIC EFFECTS OF THE AQUEOUS AND ETHANOL EXTRACT FROM PARSLEY LEAVES (PETROSELINUM CRISPUM)”, Journal of Clinical Lipidology, Vol 2, No 5S, October 2008

17. Al-Howiriny, Al-Sohaibani M, El-Thair K, (2003), “Prevention of experimentally-induced gastric ulcers in ratas by an ethanolic extract of Parsley Petrosilenum crispum, Am J. Chin. Med, 31(5), 699-711

18. Sener G, Sacan O, Yanardag R, (2003) “Effects of parsley (Petroselinum crispum) on the aorta an hearth of Stz induced rats” Plant Foods, Hum, Nut 58, 1-7

19.  Dra Victoria Hall Ramirez, Dra  Milania Rocha palma, Dra  Ericka Rodriaguez Vegua, “Plantas Medicinales Volimen II”, Centro Información Nacional de Medicamentos, Universidad de Costarica Mayo de 2002.

20.  Facultad de ciencias de la Universidad nacional, “Vademécum Colombiano De Plantas Medicinales”, Ministerio De Protección Social,  Colombia 2008